La temporada 2013/2014 se ha terminado. Ha llegado la hora de hacer el balance.
Como todos lo sabemos, el año fue mayoritariamente difícil en Francia, debido a condiciones meteorológicas caprichosas. La calidad así como los volúmenes de las cosechas en Estados Unidos nos han ofrecido una hermosa temporada. Europa del Sur, aún víctima de la crisis y de la falta de liquidez de los viticultores, sigue estancada. El Hemisferio Sur está en concordancia con nuestras expectativas. El resultado, positivo en términos de volumen y alentador en términos de pruebas implantadas localmente, nos sitúa por encima del mercado, como hemos podido comprobarlo en nuestra vista a Sacramento (evento ineludible para cambiar impresiones sobre la temporada pasada).

Descargar pdf Newsletter TM 4 ES